Obra de LT Menu Biblioteca Menu Publicaciones Menu Estudios Menu Novedades

Otra conspiración stalinista[1]

 

 

4 de septiembre de 1938

 

 

 

Queridos amigos:

 

En este momento acabamos de recibir de una fuente absolutamente confiable en Estados Unidos, la siguiente información para la cual pedimos se sirvan dar el máximo de publicidad posible. Por cuestiones de seguridad nuestro informante no se arriesgó a dirigirse a ustedes directamente y prefirió escribirnos a nosotros. Pero ustedes podrían declarar sin peligro que recibieron esta información allí mismo, en Nueva York.

Hace pocos meses Hernán Laborde, dirigente del partido stalinista mejicano, "partió hacia Moscú". Por lo menos eso es lo que sostiene toda la prensa mejicana. La verdad es que Laborde ha estado ilegalmente en Estados Unidos todo el tiempo. Su tarea, como se deducirá de lo que sigue, era la de aprovechar los preparativos de los congresos de septiembre en México para dar un golpe decisivo contra Trotsky, Diego Rivera y sus amigos. En relación al trabajo del comité del congreso, la policía evidentemente tropezó con las huellas de Laborde. En todo caso, esa fue la impresión de los dirigentes del Partido Comunista, quienes temían un escándalo internacional y comprometer a la agencia de la GPU en Nueva York. Laborde recibió la orden de dejar Estados Unidos inmediatamente. No hay razón para creer que viajó a la URSS. Por el contrario, hay datos de que regresó clandestinamente a México donde se mantuvo de incógnito para hacer creer la versión de su estadía en la URSS.

El Partido Comunista mejicano está ahora completamente subordinado a los dirigentes del Partido Comunista norteamericano y a través de éste recibe todas las órdenes de Moscú. Este extraño orden de cosas es muy fácil de explicar. México no tiene embajada soviética y los agentes de la GPU en México, al no tener cobertura diplomática, están obligados a la más estricta clandestinidad. Es por esto que ellos evitan cualquier contacto directo con el Partido Comunista local, temiendo que esto pueda alertar a los agentes de policía. En Estados Unidos los agentes más importantes de la GPU gozan de inmunidad diplomática y es así como pueden transmitir las órdenes más secretas a aquellos dirigentes del Partido Comunista que gozan de toda la confianza de la GPU. Estas personas de confianza, a su vez, transmiten las órdenes a México.

Las últimas instrucciones recibidas por Laborde a mediados de agosto fueron las de reforzar la campaña de persecuciones contra Trotsky y sus amigos, no reduciéndolas a medidas políticas o burocráticas, sino pasando a la "acción directa" (expresión literal). Respecto a los asesinatos de trotskistas en Francia, Suiza y especialmente en España, no es difícil suponer lo que "acción directa" significa.

El Comité Central del Partido Comunista mejicano ya informó a Nueva York de que ha comenzado a ejecutar las instrucciones recibidas. Una reunión estrictamente conspirativa fue convocada con la participación de sólo algunos miembros del Comité Central y de los organizadores de las "acciones de combate", entre ellos dos o tres extranjeros que llegaron a México en relación con la preparación del Congreso "contra la Guerra y el Fascismo". En esta reunión el informante (aparentemente Laborde) no sólo exigió que la campaña política contra los trotskistas fuera reforzada diez veces sino que se creara la atmósfera necesaria "para la exterminación física de Trotsky y de algunos de sus amigos ’’ (expresión literal). Respecto a la campaña "política" el informante prometió completo apoyo por parte del ministro de educación, señor Vázquez Vela y de sus más cercanos asistentes. Una campaña paralela, en las palabras del informante, está siendo realizada por el secretario sindical, Lombardo Toledano, quien durante su reciente viaje a Europa recibió de la GPU todas las instrucciones necesarias así como los medios materiales necesarios (en particular la calumniosa película contra Trotsky). Entre los delegados al congreso hay un gran número de agentes extranjeros de la GPU cuya principal tarea consiste en crear una "atmósfera favorable" en México para llevar a cabo las últimas instrucciones de Moscú.

Lo repetimos una vez más: garantizamos absolutamente la autenticidad de nuestra fuente. Usted puede iniciar con seguridad la campaña, ponga toda la energía necesaria, llamando a todos nuestros amigos. Resulta muy importante no perder ni un momento. Es necesario, en particular, invitar a los representantes de la prensa mejicana en Nueva York y transmitirles los hechos antes mencionados.

 

Hansen [Trotsky]



[1] Otra conspiración stalinista. Con permiso de la Biblioteca de la Universidad de Harvard. Esta carta "estrictamente confidencial" fue dirigida a Albert Goldman, Martin Abern y Jack Weber porque James P. Canon y Max Shachtman estaban todavía en Europa siguiendo la conferencia de fundación. Goldman, abogado de Trotsky, sostuvo una reunión de prensa y planteó una serie de embarazosas preguntas a los stalinistas.



Foro sólo para inscritos

Para participar en este foro, debe registrarte previamente. Gracias por indicar a continuación el identificador personal que se le ha suministrado. Si no está inscrito/a, debe inscribirse.

Conexióninscribirse¿contraseña olvidada?